La felicidad se come, la gastronomía de los sentidos y las emociones

Posted on 14 julio 2011

6


Todos quieren sentir felicidad,  el cliente la busca, la desea, la compra.

Hoy os voy a contar no sólo como viví la gran cena de las emociones, sino como trasladar esta maravillosa idea en simples pasos a vuestro propio establecimiento gastronómico o turístico.

Me recibe un amable señor, impecablemente vestido, educado, elegante en gestos y expresión, me dice, prepárate para vivir la experiencia de tu vida, será un regalo para ti, siente!!

¿Qué siento en ese momento? Alegría, curiosidad, algo de nervios..

Me tapan los ojos y unas manos dulces y suaves me llevan a mi mesa, lógicamente no veo nada, sólo siento… ahora los nervios crecen…

Piso un suelo acolchado, dónde estaré? En el cielo? No lo se, pero es lo más cerca que he estado de momento..

Sentada en la mesa, empiezan voces a emerger de todos los rincones de la sala, en susurro o volumen más alto, desde la entrada, a mi lado.. escucho sin parar bienvenida a la cena de los sentidos, disfruta, imagina, recuerda, vive, explora, descubre, siente..

Entran platos, algunos me los como con la mano, en otros me dicen, abre la boca y con algo de timidez la abro y me dejo llevar.. Sólo escucho la textura de los productos, siento mejor que nunca todos los sabores por separado, se despierta mi oído cada vez más, las papilas gustativas están de fiesta, creo que quieren más..

Escucho la belleza, volumen alto,  melodías suaves, ritmos rápidos, con contrastes de instrumentos, me cantan primero en castellano, luego en francés, portugués, italiano, música que me levanta de mi silla y me hace bailar…

Sándalo, canela, incienso, pimienta, cítricos, especias, aromas van y vienen como ráfagas una y otra vez.. Quiero descubrir que es lo que como a través  del olfato, reconozco los olores, se prepara mi gusto y disfruto.

Siento que me abrazan, me acarician, me cuidan, se preocupan, me limpian, me quieren.

Me emociono una y otra vez con las voces que siguen interpretando para mi la mejor experiencia gastronómica y cultural, que jamás he vivido, mi imaginación vuela y mi corazón disfruta..

Esta fue la cena de los sentidos, creada y maravillosamente ejecutada por la empresa Casi Todos los Sentidos. No voy a contar todos los detalles, aunque me muera de ganas, ya que se rompería la magia para quienes vivirán esta experiencia tan especial alguna vez.

Y ahora, lo trasladamos a tu restaurante?

La bienvenida:

  • Ser amables, educados y vestir impecablemente, es un deber para ti.
  • Invítame a vivir una buena experiencia gastronómica.
  • Genera expectación, curiosidad en mi, quiero sentir, quiero comprar emociones.

Gusto:

  • Llena de texturas tus platos.
  • Fusiona sabores y culturas que resalten y que se potencien entre si.

Oído:

  • Pon diferentes texturas en tus platos, que suene tu comida!
  • La música tiene que despertar algo en mi, que quieres que sienta?

Olfato:

  • Quiero descubirir tu gastronomía a través de los aromas.
  • Tus productos deben ser frescos y harán que la sala se inunde de esencias.

Vista:

  • Cuéntame una historia a través del montaje de tus platos.
  • Invade mis sentidos con cada presentación.

No he querido poner fotos ni música (raro en mi) para que tu imaginación no tenga límites, si quieres algo más de inspiración, aprende: como se venden las emociones!

Esta cena fue parte del blog trip Murcia No Typical destino que ya es parte de mi … Una vez más felicidades a los organizadores por tan excelente trabajo!

Os ha gustado?

Un abrazo

Erika

Anuncios